free web hosting | free hosting | Business Hosting | Free Website Submission | shopping cart | php hosting
FREE WEBHOSTING - SERVETOWN

La página de un americano,  latino, uruguayo,  sanducero,  batllista y libertario  

Martes 11 de Mayo de 2004   Actualizado a las 21:33

Documentos: "Plan 51%". Diciembre de 1985.

 

 

OBJETIVOS:    1. Lograr la mayoría absoluta del total de componentes de cada Cámara.

2. Lograr el 51% de los votos emitidos válidamente en una elección Legislativa.

3. Objetivo político final: evitar por la sola voluntad popular la hipótesis del art. 148, inc 17, (caída del Consejo de Ministros).

A. SITUACIONES CONDICIONANTES DEL OBJETIVO.

A1. MOMENTO de realización de las elecciones

A2. MEDIOS del Partido para lograr el objetivo.

A3. MOTIVOS de la ciudadanía para otorgar esa mayoría las que a su vez están determinados por el TEMPO de aplicación del DISCURSO POLÍTICO que se basa en una LÍNEA DETERMINADA de "productos" para cada unidad sectorial de los sistemas políticos, económico y cultural, y el RANGO DE AMPLITUD de los discursos sectoriales, (distancias entre alas del Partido), y su correlación con el DISCURSO MAYOR.

B PRESUPUESTOS DEL OBJETIVO.

B1. Disolución de las Cámaras en la Hipótesis de la Sección VIII.

B2. Determinación del NÚCLEO DE CONTROVERSIA FAVORABLE, sobre el cual decidirá la ciudadanía en A1, 2 y 3.

B3. Determinación de las SITUACIONES DE SUPERPOSICIÓN DE LÍNEA SECTORIAL que son las situaciones de aquellos sectores de los cuales el Partido sacará los votos que necesita para alcanzar el objetivo.

C. VERIFICACIÓN CIENTÍFICA PARA LA TOMA DE DECISIONES PARA ALCANZAR OBJETIVO.

C1. Muestreo de mínimo margen  de error que verifique el porcentaje de más sobre los actuales votos del Partido, con preguntas que se correlacionen sobre hipótesis previsibles del Discurso Político sobre una línea determinada sectorial, y la ultima pregunta sobre hipótesis de TEMPO, Discurso Mayor sobre el NÚCLEO de controversia favorable.

El resultado de este muestreo determina las situaciones de superposición de línea que son asumidas por el RANGO de los discursos sectoriales, para lograr los acrecimientos de votos.

C2. Muestreo posterior a la convocatoria a elecciones para una más fina determinación de las situación de superposición de línea para ejecutar esa superposición los más eficazmente posible.

C3. Muestreos posteriores para corrección en la ejecución de la superposición.

 

A. SITUACIONES CONDICIONANTES DEL OBJETIVO.

A1. MOMENTO DE LA REALIZACIÓN DE LAS ELECCIONES.

Bajo la hipótesis del arts. 147 y 148 se requieren los siguientes tempos:

a.  22/XII/85 Aprobación del presupuesto con aprobaciones inaceptables, por el SENADO.

a1. Si la oposición decide modificar el venido de Diputados, pasa a ésta 15 días para considerar las modificaciones, pasa a la Asamblea General, que tiene otros quince dias.                                                                                                                      a2. día 120. Se pronuncia la Asamblea General dentro del término un Presupuesto inaceptable.

b. VETO del Presupuesto por el Poder Ejecutivo, 7 días

c. Interpelación por la Sección VIII, si es que no se cumplió con los extremos del 147 en a2, o sea en la misma sesión de la Asamblea General que aprobó un Presupuesto inaceptable. En el caso normal la Interpelación al Ministro sería luego del Veto, dando a la suma la primera semana de enero, (2 al 4 enero para el 23 febrero.)

d. Disolución de las cámaras y convocatorias a elecciones al 8vo. Domingo, siendo las fechas posibles 23 febrero, marzo 2.

e. HIPÓTESIS: 23 febrero, día 71 a contar del 15/dic 85.

A2. MEDIOS DEL PARTIDO PARA LOGRAR EL OBJETIVO.

La real trascendencia del objetivo propuesto implica la utilización de medios complementarios de los tradicionales para poder lograr el éxito.

METODOLOGÍA Y MEDIOS PROPUESTOS.

E síntesis se intenta aplicar la informática y la estadística, la una y para el archivo y procesamiento de demandas y productos propuestos sobre las unidades sectoriales de los sistemas políticos, económicos y cultural asociados a una distribución territorial, a los efectos de lograr con los recursos disponibles la superposición de línea en las unidades sectoriales que le darán al Partido los votos extra que necesita para llegar al 51%; en tanto que la otra va verificando sobre la marcha la toma de decisiones así como la eficacia en la superposición de línea.

PROGRAMA DE LA COMPUTADORA

Hipótesis: 1. Todo ciudadano participa en los tres sistemas, político, económico y cultural, sobre una base territorial.

                2. Todo ciudadano demanda del sistema político productos por esa participación desde su ´situación´, (S)

                3. Desde su (S) percibe las otras y el futuro comunitario.

               4. Los espacios de percepción son el grupo primario (familia, otros), los grupos secundarios, (sindicatos, asociaciones, etc.) y un espacio mayor que es el total de la comunidad, recibiendo estímulos desde los medios masivos de comunicación, (espacio de percepción comunitario y terciario).

               5. La Conducta Política de un ciudadano viene determinada por su situación, y su percepción de los otros tres espacios, de forma que una ecuación operativa sería: CP= (S)+/-(P1, P2, P3).

              6. Para aplicar la LÍNEA DETERMINADA es necesario conocer la (S) de cada ciudadano para operar sobre P1, 2, 3. de forma de que se defina el Núcleo de Controversia Favorable a la LÍNEA DETERMINADA, con el reaseguro de un Producto Propuesto comunicado por un militante del Partido.

INFORMACIÓN Y PROCESAMIENTO DE LA COMPUTADORA, para la Configuración Básica de los Sistemas.

a. SISTEMA POLÍTICO.

               a1. mapa de las 380 seccionales electorales del país con series estadísticas de elecciones 66,71,82,84 con discriminación de votantes por Partido y Sector, edad, índice de variación de las conductas políticas, manzana y calles, necesaria para acción territorial.

               a2. Agenda Actores políticos con currículum , y línea desarrollada en el último año, necesaria para aplicación de la línea de superposición.

               a3. elaboración muestra representativa para muestreos de verificación de eficacia de superposición de línea, sobre inf. del censo previo.

b. SISTEMA ECONÓMICO              

                b1. indicadores económicos para aplicación territorial, (sección electoral o la unidad elegida), fábricas, empleadores, actividades, etc., que correlacionada con a1 da índice sobre (S) e informa al militante sobre (S), demandas y Productos Proyectados, para efectuar superposición de línea.

                b2. mapa de las unidades del sistema: gremios, asociaciones, fábricas, etc, y la unidad de trabajo elegida para apoyo al militante para eficacia de la línea de superposición.

               b3. estudio de las demandas del último año para proyectar Productos Propuestos de cada actor del sistema, para determinar LÍNEA SECTORIAL para lograr la superposición.

               b4. elaboración muestreo sectorial para controlar eficacia y aplicación de la LÍNEA DETERMINADA.              

c. SISTEMA CULTURAL

              c1. indicadores macros del sistema y determinación de la unidad de trabajo a partir del mapa de las unidades del Sistema

              d2. estudio demandas del último año para proyectar apoyo al militante para eficacia de la línea de superposición

             c3. elaboración muestreo sectorial para controlar y eficacia y aplicación de la LÍNEA DETERMINADA.

La información y su procesamiento apoya al militante, que es quien incide con mayor eficacia sobre las percepciones primaria y secundaria del ciudadano. La percepción terciaria es influida por los medios de comunicación, y está determinada por el núcleo de  Controversia fundamental y la línea mayor.

Las (S) favorables que se logren en el primer censo de cada unidad son militantes.

 

SITUACIONES CONDICIONANTES DEL OBJETIVO.

A3. MOTIVOS DE LA CIUDADANÍA para otorgar la mayoría.

En el documento entregado en ENERO/85 a Hugo Fernández Faingold, se decía en su Parte 4. "Aplicación y análisis de los tiempos": A. El partido para poder gobernar y acceder rápidamente al poder en los primeros meses de gestión debe precaverse de aislarse en el Parlamento; de conceder la iniciativa política de gobierno a la oposición o aparecer como dependiendo de ella;  impedir se ideologice el discurso sobre política económica y que ésta no sea destinataria de condenas anticipadas, prejuiciosas, siendo conveniente fraccionar su aplicación entre distintos organismos; y sobre todo, no depender del resultado de dos batallas, La P Nacional/F Amplio, y la interna del F/Amplio entre sectores no tradicionales y tradicionales de izquierda, con y sin enganches sociales por el predominio interno".

Lamentablemente esas dos batallas están en pleno apogeo, y los equilibrios inestables entre los dos partidos de oposición y las tensiones generadas internamente dentro del F Amplio hacen eclosión.

Pareciera ser que el objetivo de Wilson Ferreira Aldunate es superponer la línea de Por la Patria a la Línea del F Amplio teniendo a disolver la coalición en Montevideo, en tanto conserva con el Movimiento  de Rocha los enganches agrarios tradicionales de la mayoría que libera.

Esta doble línea se aplica en el mismo tempo que dentro del Frente Amplio se generan graves tensiones.

En el documento antes aludido en su parte "2. CONSIDERACIONES PREVIAS", adelantábamos que la estrategia que se suponía llevaría adelante Wilson Ferreira Aldunate "lo puede colocar al Partido Nacional como centro articulador de recambio, dominante en el espacio parlamentario, para forzar una consulta electoral o ganar la convocada". De lo previsto se confirma que en el tema del presupuesto, las modificaciones introducidas por sus legisladores provocaran el corrimiento del Frente hacia la izquierda como acto reflejo para evitar la superposición de línea, pero a la misma vez lo transformaron en rehén de la situación del Partido Nacional, quien al dividir sus votos en la Refinanciación lo volvió a colocar en la misma posición sin arriesgar prácticamente nada. La línea trabajosamente llevada adelante por Seregni de alternativa de poder para el  89 se desmoronaba a la misma vez que los voceros del Partido Comunista hacia la más fóbica condena a la política económica asfixiando la línea de la 99 y la 90. Es de coincidir que Wilson Ferreira Aldunate quiere eliminar toda posibilidad real del Frente de convertirse en alternativa para  1989, así como quiere eliminar la oposición al ser el dominante en el espacio parlamentario por el mecanismo de dividir sus votos y provocar la reacción refleja del Partido Comunista, para que éste, en su línea tradicional, asfixie a los sectores moderados del F Amplio, caudal electoral al cual quiere Wilson para "Por La Patria".

Esta situación ya estaba preparada desde antes por la inutilidad de los esfuerzos de los sectores no tradicionales del Frente en la Reestructura y el continuo fracaso de Batalla por hacer pesar su línea. Seregni ya no podía controlar los sindicatos porque el Partido Comunista estaba siendo controlado por los otros sectores tradicionales del Frente con enganches sociales, que si bien aliados en la Reestructura, eran adversarios en el terreno sindical.

De forma que Wilson arriesga una consulta electoral para presionar al Frente en Montevideo y anularlo en el Interior con la implícita voluntad de volver al bipartidismo tradicional, ya que la radicalización que es la respuesta esperada del Frente asfixia a la 99 y la 90.

Pero es de considerarse asimismo que el núcleo de controversia, controversia sobre el cual se desarrollarán las elecciones Legislativas no le favorece respecto del Partido Colorado, y puede arriesgar los votos de Dardo Ortiz, Lacalle y otros moderados del Partido Nacional. Esta posición lo llevará en el mejor de los casos a cambiar votos de la derecha y centro derecho del Partido Nacional por votos de izquierda del Frente, al irse éste contra los extremos del espectro político posible.

Esta estrategia de Wilson Ferreira Aldunate obliga en nuestro modesto entender, al Partido a extremarse en el esfuerzo histórico de lograr el tan ansiado 51% del electorado. Pero en ese esfuerzo, asimismo es de considerar, que esos votos extras los va a conseguir de los sectores de otros partidos que son más proclives a dialogar y negociar y lograr acuerdos con el Partido.

La doble condena hecha por el Partido Nacional a la política económica, una de Por la Partida en el Presupuesto y otra del Movimiento Nacional de Rocha en la Refinanciación, ubicarán obviamente a ésta en el núcleo de controversia, pero no le sirve contra el Partido Colorado y mucho menos contra la Presidencia de la República.

Haciendo un breve repaso de los núcleos de controversia posible es inimaginable que la política exterior sea controvertida, de respaldo multipartidario, y ejecutada impecablemente. O sea, que cabe concluir que no se cuestiona al Jefe de Estado y sí el Equipo Económico, más precisamente, al Ministro. Ministro al cual se le pide que no aumente el endeudamiento externo pero que a la vez refinancie con lo que no tiene y distribuya con lo que no puede.

Cabe concluir que el núcleo de controversia no es favorable al Partido Nacional para ganar o mantener los mismos votos, aunque por las consideraciones expuestas puede servirle a su líder pera cambiar apoyos y votos.

Menos que menos resulta favorable el Frente Amplio, que acaba de presenciar como el Partido Nacional perdía cien mil votos por el desvío de la línea. Y para los sectores moderados del Frente Amplio la radicalización es ir al desvío concientemente.

Todo este panorama impone al Partido Colorado la decisión de librar la histórica batalla electoral por el 51& de los votos y darla con el respaldo de una línea de política económica que de acuerdo al tempo y circunstancias que es ejecutada es la más real de las posibles; y buenas políticas sectoriales.

ANÁLISIS  DEL ESPECTRO.

A. FRENTE AMPLIO. Las elecciones del 84 demostraron el desfonde de la línea  de la Democracia Cristiana, que a más de los problemas internos que ciertamente le restaron votos, su nueva condición elaboró una línea teórica del cambio sin ningún enganche para poder siquiera determinar algunos núcleos de controversia, no ya de aplicar en algo su programa. El Movimiento 27 de noviembre es la respuesta anticipada a la actual estrategia de Wilson, de superposición de línea sobre la nueva condición de la Democracia Cristiana. En la configuración básica del movimiento, de Wilson luego que asuma explícitamente su liderazgo, su línea hacia la "unidad del movimiento progresista", no encubre más que su aspiración bipartidaria. Cabe concluir que puede superponerse fácilmente en el espacio de la Democracia Cristiana y aún, -cosa sorpresiva-, con alguno de sus hombres integrados en las listas Blancas.

Las tres líneas moderadas, 99, 90 y la línea de independientes Seregnista, que justo con la Democracia Cristiana conformar la 98 sindical, fueron las que cargaron con el peso no sólo del Pacto del Club Naval, sino de la suspensión de la Constituyente y la no derogación del Acto 19, que en una estrategia muy eficaz, Wilson persiguió con más empeño desde su liberación. A estas tres líneas no les convenía desde ningún punto de vista la derogación de las Leyes de Lema, pero menos aún el balotaje. Acusados de "traición" en la persona de Seregni desde la Junta Nacional de la Democracia Cristiana, respondieron retirando al líder de primera línea pero recibieron en plena recuperación, la segunda andada de Wilson quien provocó resonancia superponiendo línea con el Partido Comunista y la IDI, lo que en el espacio parlamentario las asfixió. Todo lo que dijeron senadores de estas tres listas de comisiones del Senado, fue anulado y aún desdicho implícitamente, en el Plenario con las intervenciones de Araújo y Rodriguez Camusso en temas como la refinanciación y Presupuesto que son los dos núcleos que irán a trascender en las elecciones Legislativas.

El P Comunista y la IDI se vengaron cumplidamente de las continuas incitaciones de Reestructura corriéndose  y por ende corriendo a toda la coalición hacia la punta del espectro, pero además no tuvieron más remedio que hacerlo porque las palabras de Lopez Balestra (Wilson) fueron mas "enérgicas" que la de los senadores de la Democracia Avanzada en la condena global a la política económica. El Partido Comunista sabe que aún apretado contra la punta resiste, al igual que la IDI, los que no resisten son sus aliados hacia la derecha, con lo cual se reitera movimientos estratégicos de sus "praxis", porque en su concepción de sistemas de alianzas, estos no están subordinados a la realización de un objetivo común, sino a la concreción de sus objetivos.

Como el motivo que Wilson propone en estas elecciones legislativas es el último que le quedaba, "el lema ampliado" (documento a HFF, "2. Consideraciones previas") para aplicar en el 98, prepara terreno: el movimiento progresista electoral sería desde los seregnistas independientes, la 99, la 90 y la Democracia Cristiana con algunos de sus dirigentes, más Por la Patria, Movimiento Nacional de Rocha. Lacalle Herrera con lo que no pierda de sus votos a manos del Partido Colorado y parte de su derecha pero, aunque casi sin votos, en la función de enganche. Dejaría afuera al Partido Comunista y la IDI y los dirigentes de los partidos y sectores absorbidos, del lema ampliado electoral, pero integrarían su sistema de alianzas. Esto lo dejaría como centro articulador de recambios y con votos para ganar.

Casi solo de esta forma se entiende que arriesgue elecciones legislativas sobre núcleos de controversia favorables al Partido Colorado, pero esos núcleos a la misma vez son ampliamente desfavorables a los sectores del Frente que pretende absorber.

La línea del Partido Nacional no solo mencionará la tan manida "incapacidad estructural del Frente para tomar decisiones" sino explícitamente la incapacidad de los votantes moderados y mayoritarios del Frente de hacerse con la línea mayor de la coalición y su notoria incapacidad de hacerse con parte del gobierno.

Wilson dividió los tempos: al medio tiempo forzar la batalla electoral por la consagración definitiva de su liderato en el movimiento progresista contra el Frente Amplio, y darla por el poder en el 89 contra el Partido Colorado con la ventaja de haber desenganchado al Frente Amplio, y más aún haberle absorbido sus sectores aliados.

PARTIDO COLORADO. (En tanto gobierno, no como ejercicio de Jefatura de Estado, que no solo no se planteará como núcleo de controversia, sino que se intentará colocarse a la línea). Las circunstancias imponían en el 84 hacer alianzas extrapartidarias y aún más, dar vida a sectores de similar línea de otros Partidos. Pero, ante ésta aceleración del tempo y la estrategia de Wilson, a nuestro modesto entender, de persistirse en esa actitud el Partido arriesga tener un buen sistema de alianzas con sectores minoritarios y que dependen de otra línea mayor que cuanto más se los necesita, no están porque no pueden. Ni Batalla, ni la 90, ni Seregni, no Lacalle, ni Dardo Ortiz pueden responder a la línea mayor del Partido en los asuntos de la Refinación ó el Presupuesto más allá de ciertos límites muy precisos.

De forma que la estrategia de reasegurar políticas sectoriales en aliados extrapartidarios se torna por estas nuevas circunstancias, inadecuada, al hacerse depender el gobierno del Partido de estrategias globales medio plazistas como la puesta en funcionamiento por Wilson.

El intento de Wilson por retornar al bipartidismo es prácticamente, casi imparable. Y su técnica de superposición es eficaz. Por ende al Partido le quedan dos caminos: o reasegura aliados extrapartidarios cediéndoles espacios para que obtengan sus votos afirmando el tripartidismo; ó acepta la propuesta wilsonista y compite con él por la mayoría absoluta superponiendo línea con sus aliados para absorberlos sobre la base del voto útil y la dicotomía de lideratos: Sanguinetti ó Wilson.

La primera opción implica que el Partido mantenga sus votos y colabore con la línea moderada frentista y los sectores de Lacalle y Ortiz en el Partido Nacional, bajo compromisos de respaldo de política sectoriales y , sobre todo, respaldo parlamentario a la línea del Partido en situación de crisis política. Compromiso relativo como es obvio, puesto que su cumplimiento no depende de la entera voluntad de los comprometidos, y no resuelve la cuestión fundamental de la competencia con Wilson con votos suficientes para el 89 bajo el lema Partido Colorado, a pesar que el sistema de alianzas tenga más votos.

La segunda opción es la que a nuestro entender debe preferirse en virtud de que aprovecha que el núcleo y tiempo de estas elecciones sea altamente favorable para el Partido, y sobre todo, que la línea de Wilson no se dirige contra el Partido sino en tanto y en cuanto esta incida en sus discursos sectoriales para la ejecución de la superposición de necesita hacer para poder aspirar en el 89 al Lema Amplio. Obviamente que el Partido debe emplear respecto de sus aliados idéntica táctica que aquella que Wilson aplica a sus competidores, pero esta es la única de las respuestas posibles para precaverse respecto del 89. Si el Partido sale a pedir a la ciudadanía en un tono sereno y moderado que le responde, por esta única vez, para poder ejecutar la transición y el inicio de un proyecto nacional de base consensual, dándole el 51% de los votos válidos emitidos, la ciudadanía responderá. La dicotomía en los hechos es fatal para los sectores moderados del Frente y los moderados blancos, porque sobre sus electores es que se librará la batalla. Y las respuestas posibles son dos: o el Partido los consolida, o el Partido los absorbe. Si los consolida, le puede resultar en algo beneficioso en estas alecciones legislativas, pero arriesga el 89. Si por el contrario los absorbe, además de asegurarse de cuatro años de gobierno y poder, reasegura la elección del 89.

Este trabajo está basado en la hipótesis, dar la batalla por el 51%. La dicotomía de últimos días será obviamente Sanguinetti/Wilson, pero los núcleos de los cincuenta días anteriores deberá ser la aplicación prolija de la línea de superposición sobre los sectores moderados blancos y frentistas,  indicando en el grado indicado la distancia entre las alas del Partido, con el respaldo de un discurso mayor como jefe de Gobierno y con el reaseguro de la indiscutible Jefatura de Estado.

Si en el 84 servía dar vista a aliados extrapartidarios para formar el eje del poder necesario para la salida institucional, enfrentado a otro tiempo y a otra estrategia de su principal oponente, que domina hoy día el espacio parlamentario porque induce los corrimientos que desea, hoy debe asegurarse los cuatro años de gobierno y reasegurar el 89. Esta tarea necesita de auxiliares indispensable: la informática y la estadística. Es tarea tan precisa que sin estos auxiliares los márgenes de error crecen, y la gran ilusión del Partido que ha sido siempre superarse en el error, puede ser solo eso, ilusión.

Por lo demás, en el verano, con tanto sol, el colorado de la bandera del Partido, parece que reluciera.